Abogacía

Other Manual Translations: English

Maneras de celebrar el Día de Martin Luther King durante la pandemia

Martin Luther King Jr. Memorial. Washington D.C.
Martin Luther King Jr. Memorial. Washington D.C.

El año 2020 ya pasó pero la pandemia del Covid-19 continúa. Aunque las vacunas nos ofrecen nueva esperanza, tomará tiempo para poder vacunar a gente suficiente como para estar seguros de que ya no es necesario seguir las medidas de seguridad médicas. No cabe duda que deberemos continuar usando máscaras, lavándonos las manos y manteniendo el distanciamiento social en gran parte de este año 2021. Esto significa que las iglesias deben continuar planeando sus actividades siguiendo medidas de protección.

El Día de Martin Luther King Jr. se viene encima el 18 de enero. Los americanos usamos este día para celebrar la memoria de este profeta social que es el símbolo de los derechos civiles. Para muchas congregaciones, la semana anterior a MLK es un tiempo de celebración, de alcance a la comunidad y de abogacía para la justicia. Muchas congregaciones quizá no puedan celebrar este día festivo de la forma en que lo hacían antes de la pandemia. Con todo, todavía hay maneras de honrar la memoria del Dr. King y dar testimonio a la vez que mantenemos segura nuestra comunidad.

organice un servicio de adoración por internet

Muchas congregaciones usan el servicio del domingo por la mañana anterior al Día MLK para predicar sobre temas de justicia e igualdad racial, y no hay razón para que lo dejen de hacer si usan la adoración virtual o híbrida que ya adoptaron para mantener a todos fuera de peligro durante la pandemia.

El Día de las Relaciones Humanas cae en el 17 de enero. En este día muchas iglesias reciben ofrendas especiales para apoyar causas y programas que ayudan a las comunidades a producir un cambio positivo frente al dolor y las injusticias.  UMCGiving tiene recursos disponibles para promover el Día de las Relaciones Humanas que se pueden adaptar para reuniones virtuales. Ministerios de Discipulado también ofrece recursos gratuitos para la adoración y la liturgia, a fin de ayudar a las congregaciones a celebrar el domingo antes del Día MLK, incluyendo himnos de derechos civiles.

Algunas congregaciones invitan a un predicador u orador experto en la abogacía de los derechos civiles. Las iglesias todavía pueden hacer esto usando el modelo virtual de adoración para seguir prácticas de seguridad. Se le puede pedir al conferenciante que grabe el mensaje de antemano para después presentarlo durante el culto. Otra alternativa es que entregue su mensaje en vivo desde su casa. Si se invita al predicador a que entregue su mensaje en el santuario (u otro lugar dentro de la iglesia), los líderes deberán asegurarse que el conferenciante y otras personas presentes sigan las indicaciones en el uso de la máscara y el aislamiento social.

ofrezca oportunidades de educación virtual

Las congregaciones pueden usar el Día MLK para educar a sus miembros en los importantes temas contemporáneos del racismo y los derechos humanos. El uso de aplicaciones para reuniones virtuales permite que las iglesias organicen discusiones virtuales en temas como las brutalidad policial, derecho a votación, gentrificación y reforma del sistema judicial. La reunión deberá ser dirigida por alguien versado en el tema para que pueda facilitar la conversación. Acuda a activistas locales y organizadores comunitarios. La congregación puede ofrecer una serie de discusiones semanales empezando o terminando en la semana del Día MLK.

La gente también podría inscribirse para un curso en línea que aborde temas específicos respecto al racismo y las relaciones raciales. La Comisión General de Religión y Raza ofrece varias clases en línea que pueden ayudar para que los cristianos sean más efectivos en la abogacía antirracista.

organice un proyecto comunitario seguro

El Día o semana de MLK también se usa para el servicio. Muchas iglesias organizan recolecciones de alimentos, comidas, proyectos y otras formas de alcance comunitario en honor del legado del Dr. King. No hay razón para dejar de hacer estas cosas durante la pandemia. De hecho, los desafíos sociales y económicos que la pandemia ha causado en muchas comunidades exigen que seamos las manos y pies que Cristo necesita más que nunca.

La falta de alimentos se ha convertido en un problema más grave durante la pandemia, especialmente para mucha gente que perdió su empleo y niños que ya no reciben almuerzos gratis en la escuela y la guardería. Muchas congregaciones metodista unidas ha adoptado ministerios seguros y efectivos para alimentar a sus comunidades durante la pandemia. Otras maneras en que las iglesias pueden ayudar a sus comunidades es organizando campañas de donación de sangre, confeccionando máscaras o preparando paquetes de ayuda para las familias en necesidad.

Las iglesias que no organicen su propio evento de servicio pueden animar a sus miembros a que participen en los proyectos locales por medio de compartir información durante el servicio de adoración o los medios sociales. Los miembros también pueden visitar sitios como el nationalservice.org a fin de averiguar qué oportunidades de servicio se ofrecen.

organice celebraciones comunitarias con distanciamiento social

Mientras que muchas iglesias y vecindarios están cancelando los desfiles y otras celebraciones a causa de la pandemia, algunas están adaptando sus tradiciones para permitir el distanciamiento social. Por ejemplo, la Iglesia Metodista Unida Hope (Southfield, Michigan) anima a sus miembros a que participen en el desfile Drive for Justice en el Día de MLK. Los automóviles se reunirán primero en la iglesia y de allí saldrán juntos por una ruta predeterminada a través de la ciudad hasta llegar al Southfield Pavilion. Los participantes no tienen que salir de sus automóviles en todo el desfile.

Por años, la Iglesia Metodista Unida Worthington ha colaborado con las escuelas, bibliotecas y organizaciones locales para organizar las celebraciones del Día MLK en la ciudad de Worthington, Ohio. Este año 2021, la ciudad tendrá su primera celebración virtual. Se ha pedido a los miembros de la comunidad que envíen videos que reflexionen en el legado del Dr. Martin Luther King Jr. Estos videos serán compartidos virtualmente por el Comité de Relaciones de la comunidad de Worthington.

CONCLUSIóN

A pesar de que las iglesias tendrán que seguir reuniéndose en forma virtual y manteniendo el distanciamiento social, todavía hay muchas maneras de honrar el legado del Dr. King. En medio de las protestas contra la brutalidad policial y los renovados llamados a que la nación enfrente el racismo sistémico, es más importante que nunca que las iglesias se beneficien de la sabiduría del Dr. King y de otros grandes líderes de los derechos civiles del pasado.

Philip J. Brooks es escritor y creador de contenido en el equipo líder de comunicaciones en Comunicaciones Metodistas Unidas, Nashville, Tennessee, USA. Contáctese escribiendo a [email protected]