Archivos e historia

Domingo de Nuestra Herencia

Tomado de ¶264.1, Libro de Disciplina:

El Domingo de Nuestra Herencia se observá el Día de Aldersgate (24 de mayo), o el domingo anterior. Este día nos da una oportunidad de reflexionar en la herencia, celebrar en donde ha estado la iglesia, como se comprende a si misma al darnos forma a nosotros hoy y el significado de la fraternidad cristiana. El Domingo de Nuestra Herencia llama a la iglesia a recordar el pasado comprometiéndose al continúo llamado de Dios. La celebración del Domingo de Nuestra Herencia estará bajo la supervisión general de la Comisión General de Archivos e Historia. Cualquier agencia general que desee recomendar un tema para este domingo para un ano en particular, puede hacerlo un ano entes de la celebración para la cual hace la recomendación. Esta recomendación de hacerse a la comisión general de archivos e historia.

El Domingo de Nuestra Herencia está reservado específicamente para recordar nuestro legado como metodistas unidos. Como tal, es un momento ideal para que las iglesias locales y las Comisiones de Archivos e Historia de la Conferencia Anual desarrollen programas y proyectos que reflejen la importancia de la historia en nuestro ministerio compartido. 

La Comisión General de Archivos e Historia desarrolla temas específicos para cada Domingo de Nuestra Herencia, y muchos de sus recursos pueden ayudar a las iglesias locales o a una comisión de la Conferencia Anual a preparar su propia observancia. Cada año se prepara una Orden de Adoración y un Servicio de Palabra y Música en torno al tema. La Comisión General también publica un folleto de recursos de culto más generales, así como un paquete de sugerencias de planificación para las iglesias que deseen celebrar su herencia. Las iglesias locales y las comisiones de la conferencia tienen la libertad de desarrollar sus propios temas y/o celebrar el Domingo de Herencia en otros momentos más convenientes del año. La comisión de la conferencia tiene la responsabilidad principal de promover este día especial en las iglesias locales. 

Además de promover la observancia en la iglesia local, la comisión también puede desarrollar programas a nivel de distrito o de toda la conferencia. Esto puede ser un servicio especial de adoración, una noche de música, o una cena en honor a personas especiales en la comunidad de la iglesia. Clases de escuela dominical, grupos de compañerismo de jóvenes y adultos, bibliotecarios de la iglesia, coros - muchos grupos en una iglesia, distrito o conferencia pueden participar y apreciar tales programas. La comisión podría desarrollar una exposición portátil sobre el tema del Domingo de Nuestra Herencia que se pueda llevar a las iglesias durante la conferencia.

El Domingo de Nuestra Herencia puede servir como vehículo para lanzar cualquier número de proyectos relacionados con la historia en la Conferencia Anual: entrevistas de historia oral con trabajadores de la iglesia jubilados en la conferencia; una nueva historia de la conferencia; la preservación de un Sitio Histórico o Monumento Histórico; o un concurso de carteles para niños. El mensaje subyacente de todas las celebraciones del Domingo de Nuestra Herencia es que la historia es una parte esencial del ministerio de la iglesia, y que todos los miembros son familia y pueden celebrar nuestra herencia compartida.

 

Disponible en inglés